El vino para el aperitivo: ¿cuál elegir?

Existen pocos placeres mejores que degustar un buen aperitivo en buena compañía y cómo no, con una buena copa de vino. Se trata de una tradición típica española que nos gusta disfrutar en invierno, otoño, primavera y verano. Siempre un plan perfecto. No obstante, la estación sí suele influir a la hora de optar por un alimento u otro, así como en la elección del vino. Por eso, en las próximas líneas te queremos aconsejar sobre los vinos para el aperitivo que mejor casan en función del picoteo que sirvas y de las fechas en las que lo organices.

Características de los vinos para un aperitivo en verano

Ahora, inmersos en pleno verano, sabemos que el calor aprieta. De hecho, es muy común que se nos cierre el estómago por ello, descartando las comidas o cenas muy copiosas. El sol está presente durante el día, las horas de luz se alargan y por las noches los termómetros de muchas ciudades ofrecen temperaturas muy agradables. Todos estos factores invitan a planes sociales en los que la gastronomía no puede faltar. Ahí es donde los aperitivos de verano se convierten en un plan ideal y pueden acabar convirtiéndose en auténticas catas de vino en casa.

Algo ligero y fresco para picar, con tu gente y con un clima apetecible. Son numerosas las opciones: anchoas del Cantábrico, bonito del Norte, mejillones, gambas, berberechos, olivas, canapés de salmón y queso fresco, un buen tomate aliñado, piparras en tempura… Aun así, para muchos la gran duda suele llegar en el momento de elegir el vino para el acompañarlo. En nuestro caso, lo que te recomendamos es que el vino:

  • Tenga un cuerpo ligero, alejándose de la sensación de pesadez.
  • Ofrezca frescura, sobre todo en boca.
  • Se sirva a una temperatura baja, en torno a los 10ºC (no lo metas en el congelador o no podrás apreciar sus matices)

Teniendo en cuenta estos factores, qué mejor elección que un vino blanco seco para el momento del aperitivo. En ese caso, en Bodegas Olabarri contamos con la opción ideal para ti: Viña Olabarri Blanco. Un vino blanco joven con notas cítricas y aromas frutales que posee una fresca acidez perfecta para combinar con el tapeo previo a la comida.

Con qué maridar en primavera u otoño

A diferencia del caluroso clima estival, la primavera y el otoño ofrecen temperaturas mucho más moderadas, aunque ya sabemos que todo dependerá de la región en la que vivas. Por lo tanto, el plan del aperitivo, aunque sigue siendo muy frecuente dada nuestra cultura, puede variar en cuanto a lo que comemos y bebemos.

Es probable que conforme la temperatura sea inferior, el alimento con el que se acompañe el vino cambie. Si por ejemplo estamos aún en primavera o en las primeras semanas de otoño en las que todavía contamos con días de calor, los vinos rosados, al igual que los vinos blancos, son muy adecuados para acompañar aperitivos y picoteos ligeros y frescos.

Sin embargo, si las temperaturas empiezan a caer, ganan enteros como elección los vinos tintos. Vinos que pueden ser muy diferentes entre sí, pero que, por lo general:

  • Tienen más cuerpo que los blancos y rosados.
  • Poseen una mayor potencia de sabor y pueden maridar por tanto con alimentos de mayor intensidad aromática y más sabrosos.
  • Las temperaturas a las que se suelen servir son algo más elevadas (15º-17ºC), dependiendo del vino en concreto y de tu gusto personal.

En este sentido, en Bodegas Olabarri te sugerimos en primer lugar, nuestro Viña Olabarri Crianza, un vino fresco y amable que marida muy bien con un buen plato de jamón ibérico, o con una tortilla de patata. Y en segundo lugar, Viña Olabarri Reserva, un vino perfecto para aperitivos otoñales o primaverales en los que el picoteo ideal puede ser un tabla de quesos semicurados y una selección de embutidos.

Los mejores vinos para aperitivos en invierno

Como decimos, culturalmente tendemos a reunirnos y socializar alrededor de una mesa y regar las conversaciones con un buen vino. Incluso con frío o lluvia. Por eso, no íbamos a dejar de recomendar con qué vino acompañar un aperitivo en invierno. Y más aún, sabiendo de la importancia del vino en la dieta mediterránea, esa a la que hacemos honor durante todo el año sin importar la estación en la que nos encontremos.

Dicen que, “para gustos, los colores” y en el vino también dependerá de las preferencias de cada uno. No obstante, por sus rasgos más generales, los hay más propicios para la época más fría del año en la que suelen maridar mejor ciertos tintos que se caracterizan por:

  • Tener mucho cuerpo e intensidad.
  • Ser vinos con una crianza más larga en los que el sabor y los aromas son más intensos.
  • Servirse a temperatura ligeramente más elevada, en torno a los 17ºC (¡pero asegúrate de que no están a temperatura ambiente o al lado del radiador!)

Ideal por sus características es Viña Olabarri Gran Reserva, envejecido en barrica durante 36 meses y otros 24 en botella que refleja el carácter actual y a la vez clásico, de los vinos de Rioja. ¿Con qué acompañarlo en el picoteo? Anímate a preparar unas mini hamburguesas, unos pinchitos de secreto ibérico, una bruschetta de pastrami… ¡Dale rienda suelta a tu creatividad culinaria!

Elige tu combinación preferida y disfruta de un buen maridaje a la hora del aperitivo en cualquier época del año.

Y para celebrar la llegada del verano y las vacaciones, queremos darte la oportunidad de que disfrutes al máximo de los aperitivos durante estas fechas. Por eso, hasta el próximo 31 de julio, contarás con un descuento de un 15% en toda la tienda utilizando el código MOMENTOSOLABARRI15 en tus compras.

Porque en Viña Olabarri queremos acompañar todos tus mejores momentos.
Porque queremos que tus mejores momentos sean también #MomentosOlabarri.
¡FELIZ VERANO!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete a nuestra newsletter y recibe descuentos y promociones en tus próximos pedidos